Empresas, economía y actualidad Entrevistas

María Navarro (Ayuntamiento de Zaragoza): «El de 2021 ha sido un presupuesto marcado por la pandemia»

María Navarro

Consejera de Presidencia, Hacienda e Interior del Ayuntamiento de Zaragoza

Licenciada en Derecho por la Universidad de Zaragoza, María Navarro ha ejercido como abogada especialista en Derecho Público, Jefa de Gabinete en la Consejería de Presidencia y Justicia del Gobierno de Aragón y actualmente es la Consejera de Presidencia, Hacienda e Interior en el Gobierno de la ciudad de Zaragoza.

En esta entrevista nos habla sobre las medidas que se han ido poniendo en marcha desde los inicios de la crisis del Covid desde su área, sobre el presupuesto para 2021, la digitalización o la reciente puesta en marcha de la Junta de Reclamaciones Económico-Administrativas, entre otros temas

¿Podría hablarnos brevemente de su trayectoria profesional?

Me licencié en Derecho en la Universidad de Zaragoza. Posteriormente, también en la Facultad de derecho de la Universidad de Zaragoza, cursé el Máster de Urbanismo dirigido por el Catedrático de Derecho Administrativo Don Fernando López Ramón. Mientras cursaba el máster, el abogado y profesor a su vez del propio máster, Don J. Francisco Sáenz de Buruaga, me ofreció hacer una entrevista de trabajo y comencé a trabajar en su despacho de abogados SÁENZ DE BURUAGA ABOGADOS S.L.P. hasta el año 2012. En él me especialicé en Derecho Público. Abogada en ejercicio del Real e Ilustre Colegio de Abogados de Zaragoza, colegiada nº 5.229 (actualmente colegiada sin ejercicio).

En 2012 desempeñé el trabajo de Jefa de Gabinete en la Consejería de Presidencia y Justicia del Gobierno de Aragón y de 2013 a 2015 tomé posesión como Senadora por la provincia de Zaragoza. Desde entonces soy concejal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Zaragoza, ocupando desde 2019 el cargo de Consejera de Presidencia, Hacienda e Interior en el Gobierno de la ciudad. Asimismo, soy portavoz del Gobierno de la Ciudad y del grupo municipal popular.

Como formación académica destacó también el Diploma de Instituciones y Derecho comunitario europeos de la cátedra Jean Monnet de la Universidad de Zaragoza y el Programa de Liderazgo para la Gestión Pública del IESE Business School.

¿Cómo se encontró la Consejería a su llegada y qué es lo que es lo que más le impactó?

La situación era muy delicada para la ciudad. La gestión de la izquierda durante los últimos años había sido desastrosa. Nos encontramos un consistorio endeudado, con facturas sin pagar que sumaban 19 millones de euros. Lo puso de relevancia la auditoría que encargamos a la Intervención municipal que destapó un agujero económico de 103 millones de euros (36,8 millones de euros en sentencias pendientes de pago, 33 en revisiones de precios, 24 millones de euro en infradotaciones…). 

Nos encontramos con la ciudad más endeudada de España con 1.200 euros por habitante. Zaragoza era una ciudad “no elegible” a efectos de pedir el FIE para el pago de sentencias judiciales firmes. Además, en lo relativo a la contratación, no se utilizaba la Plataforma de Contratación para licitar, la tramitación de expedientes se extendía a un año de media e, incluso, nos encontramos con algunos de ellos caducados desde hacía más de 10 años.

¿En dos años qué se ha mejorado?

Una vez aflorada toda la situación económica que nos encontramos y tras conocer el informe de la auditoría interna de la que les acabo de hablar, desarrollamos una estrategia poder afrontar la situación presupuestaria, fiscal y financiera. En tan sólo seis meses conseguimos reducir la deuda en 124 millones de euros, 62 de ellos del tranvía. Aprobamos un Plan de Choque de Contratación y creamos la Cátedra de la Contratación Pública Local con la Universidad de Zaragoza. 

Hemos conseguido acceder al Fondo de Impulso Económico y pagar 36,8 millones de euros en sentencias judiciales firmes condenatorias. Además, hemos reducido el IBI de manera generalizada y bonificado el IBI para las familias numerosas, mejorado la bonificación de la Plusvalía para el conjunto de los ciudadanos e impulsado una fiscalidad verde, acorde a los objetivos medio ambientales del Gobierno de la ciudad.

¿Cómo está gestionando su consejería el pago a proveedores de facturas pendientes?

Cuando en 2019 llegamos al Gobierno de Zaragoza nos encontramos facturas en los cajones que, en algunos casos, llevaban más de dos años sin contabilizar ni pagar. Fue uno de los primeros objetivos del área, regularizar facturas y reducir el pago a proveedores. El Ayuntamiento terminó 2020 con un Periodo Medio de Pago a proveedores de 21 días. Y es que desde el Área de Hacienda hemos creado una estructura eficaz, con refuerzo de personal, para gestionar el circuito de facturas y agilizar el pago a proveedores.

¿De qué modo la Covid ha influido en el presupuesto municipal para 2021?

¡En todo! Ha sido un presupuesto marcado por la pandemia. Las cuentas alcanzan los 824.382.208 euros. Se trata del presupuesto con más política social de la historia y el más inversor de los últimos diez años, con 72 millones de euros. Hace especial hincapié en la reactivación económica, bajando los impuestos y reduciendo la deuda. Está marcado porque el momento es extraordinariamente complicado y porque, a día de hoy, tras haber sufrido una pérdida en la recaudación y haber tenido que afrontar un gasto extra en política social y transporte, no hemos recibido fondos de otras administraciones.

Con las cuentas que aprobamos para 2021 pretendemos reactivar la economía y crear empleo. Las inversiones llegan a todos los barrios, las ayudas a la rehabilitación alcanzan cifras récord y se refuerzan los programas de impulso económico para los negocios afectados por la crisis sanitaria.

Y todo ello sin olvidarnos de la parte social. En 2021 se van a destinar más de 100 millones de euros a gasto social. Nuestro objetivo es proteger a la población más vulnerable y, por ello, alcanzan su techo histórico partidas como la de servicio de ayuda a domicilio, teleasistencia y comida a domicilio para mayores. También, la de ayudas de urgencia, que en este ejercicio alcanza los 15.650.000 euros.

¿Cuáles son las medidas fiscales y económicas más importantes que se han puesto en marcha desde marzo de 2020 desde su consejería?

Con la actividad económica paralizada, para aliviar la carga fiscal de las familias, aplazamos y fraccionamos impuestos por 100 millones de euros. Dejamos de cobrar la parte variable de abastecimiento de agua, saneamiento, recogida de basuras o tratamiento de residuos urbanos o badenes de carga y descarga a comercio, hostelería, mercados, hospitales, centros deportivos, pequeños negocios, pymes e industrias.

Sacamos adelante una modificación de crédito por valor de 10 millones de euros que aprobamos para impulsar los microcréditos.

En 2020 no se cobró la tasa de veladores a la hostelería y en 2021 se ha reducido a la mitad. Se trata de una de las medidas del Plan de Rescate Fiscal para este ejercicio, entre los que también se encuentran la rebaja del 30% del IBI para comercio, hostelería y sector cultural o la bonificación del 25% en la tarifa por transmisión de licencia de taxi, sector para el que se plantea además una bonificación extraordinaria.

Impulsar y hacer realidad éstas y otras medidas ha supuesto un esfuerzo extraordinario para el Área de Hacienda que ha tenido que seguir trabajando en la gestión ordinaria. 

La política y la gestión han dado un giro desde la pandemia pero, humildemente, creo que el Ayuntamiento de Zaragoza ha sabido adaptarse a las necesidades de sus vecinos.

Recientemente el ayuntamiento aprobó la moratoria de esos microcréditos. ¿Cuál es el objetivo de esta medida y a cuántos autónomos y pymes va a beneficiar?

Desde el inicio de la pandemia hemos estado del lado del sector económico de Zaragoza, sin duda, el más golpeado por la crisis económica derivada de la pandemia de la Covid-19. En julio de 2020, llevamos a cabo la mayor modificación de créditos de la historia del Ayuntamiento para destinar 10 millones de euros a autónomos y pymes a través de microcréditos, con un 0% de interés a devolver hasta en cinco años.

La evolución de la pandemia y la lenta recuperación de la economía nos sorprendió por lo que decidimos dar un respiro a aquellos que habían solicitado un microcrédito, aplazando un año más su devolución. El consistorio ha aplazado el ingreso de las cuotas a devolver pero, con la medida, hemos dado oxígeno a miles de autónomos y pequeñas empresas de la ciudad.

¿A qué cree que se debe que los Ayuntamientos lleven toda la crisis de la Covid sin recibir Fondos?

Entre todas las medidas que les acabo de nombrar, la que cobra mayor relevancia es hacer frente a la peor crisis sanitaria y económica a la que se ha enfrentado la ciudad. No hemos dejado a ningún ciudadano atrás, se ha reforzado la política social y a la vez hemos tenido una pérdida en la recaudación municipal de más de 70 millones de euros, especialmente en el transporte público. 

A día de hoy, no hemos recibido ni un sólo euro de otras administraciones y nos sentimos abandonados, los dirigentes de otras administraciones han puesto en evidencia su nula empatía con el municipalismo, con los consistorios… Seguimos reivindicando los fondos que nos corresponden por la crisis del Covid, la falta de recaudación en el transporte público y nuestra participación en la gestión de los fondos que lleguen de la Unión Europea.

En este último año se han anunciado dos importantes inversiones, de Grupo Quirón y Becton Dickinson, que van a suponer una inversión en la ciudad de 265 millones de euros y la creación de 1.400 puestos de trabajo ¿Qué iniciativas se están trabajando desde su área para que Zaragoza sea atractiva para las inversiones y el empleo?

El Gobierno de Zaragoza ha trabajado mucho para captar inversión y lo va a seguir haciendo. Estas dos empresas, de reconocido prestigio nacional e internacional, van a atraer inversión y puestos de trabajo. Nuestro objetivo es impulsar modificaciones fiscales en impuestos como el IBI, el ICIO o el IAE que beneficien a todas aquellas empresas que decidan instalarse en la ciudad.

Un asunto que interesa en su consejería es la digitalización que además cuenta con una partida presupuestaria propia este año. ¿Qué acciones en concreto van a poner en marcha en este ámbito a lo largo de este año? 

En 2021, la digitalización en el área de Hacienda cuenta con dos partidas específicas que suman 700.000 euros. Queremos ofrecer al ciudadano la posibilidad de poder relacionarse con el consistorio telemáticamente, que los procesos que inicien con Hacienda los puedan resolver de forma digital. Tenemos varios proyectos muy avanzados. 

Concretamente en la Agencia Municipal Tributaria, queremos ofrecer al ciudadano la posibilidad de relacionarse con el Ayuntamiento de forma telemática en la gran mayoría de los procedimientos. Se trata de trámites que suman miles de visitas al año y cientos de miles de certificados en papel. 

El primer ejemplo de digitalización completa ha sido el de la Junta de Reclamaciones Económico-Administrativas, el primer órgano independiente en realizar trámites íntegramente de forma digital.

Precisamente, en marzo, su departamento hizo realidad la Junta de Reclamaciones Económico-Administrativas, ¿qué novedades aporta?

El reglamento de la Junta de Reclamaciones se aprobó en 2004 pero desde entonces ningún Gobierno había nombrado a sus miembros, por lo que era imposible que funcionara. Para reclamar, los ciudadanos debían acudir a un Tribunal de Justicia, con el consiguiente coste y colapso del sistema judicial. Es ahora, a partir de 2021, cuando los contribuyentes zaragozanos cuentan con una herramienta para reclamar, con todas las garantías y sin ningún coste. Es un hito para el Ayuntamiento y para los derechos de los contribuyentes.

 ¿Por qué había estado tanto tiempo paralizada?

El reglamento de la Junta de Reclamaciones se creó, como ya he dicho, en 2004 en cumplimiento a la Ley Reguladora de Bases del Régimen Local pero no ha habido voluntad política de poner en marcha este órgano. Sin duda, para este Gobierno era un objetivo prioritario y así lo hemos demostrado. 

Para nosotros es fundamental que los ciudadanos tengan a su alcance todas las herramientas legales con las que relacionarse con el Consistorio, era un servicio que el Ayuntamiento debía a los contribuyentes desde hace 16 años. 

¿En qué consistió la reciente renovación y ampliación de contenidos del Observatorio Municipal de Estadística?

Es otro de los servicios que se han modernizado y digitalizado en los últimos meses. Los usuarios pueden interactuar con el Observatorio a través de la web del Ayuntamiento, pudiendo visualizar al instante las principales variables socioeconómicas de Zaragoza, descargar datos, mapas o gráficos. Algo que va mucho más lejos de lo anecdótico ya que empresas o emprendedores tienen la posibilidad de conocer variables socioeconómicas de la ciudad en tiempo real.

Redacción AEA
LLM
Fotos: JF

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.