Empresas, economía y actualidad

ITAINNOVA participa en el proyecto FLEX4FACT para lograr una industria flexible y una red eléctrica estable

La creciente penetración de las energías renovables en el mix energético supone un reto para la estabilidad de la red eléctrica. La gestión de las redes eléctricas del futuro no podrá basarse únicamente en actuaciones sobre las fuentes de generación eléctrica, sino que deberá combinar diferentes opciones de flexibilidad en el suministro, en el almacenamiento de energía, en el transporte y en la demanda, entre otros.

Precisamente, con una oferta cada vez menos flexible, la demanda debe incrementar su capacidad de adaptación para asegurar una red estable. La industria, como gran consumidora de energía, tiene un importante potencial para alcanzar los objetivos de la transición energética si logra acondicionar sus procesos para compensar los desequilibrios entre oferta y demanda eléctrica. La combinación de procesos de gestión flexible de la demanda eléctrica con plantas de autoconsumo y sistemas de almacenamiento ofrece nuevas oportunidades de sostenibilidad a la industria.

En este contexto, María Herrando e Ismael Viejo, técnicos de ITAINNOVA, participaron en el lanzamiento del proyecto FLEX4FACT, formado por un consorcio de 23 entidades coordinadas por SINTEF. El proyecto, que está financiado por el Programa Horizon Europe, tendrá una duración de 42 meses y cuenta con un presupuesto de más de 20 millones de euros.

El objetivo del proyecto es crear una solución que permita a la industria ofrecer servicios de flexibilidad basados en la producción y la integración con sistemas de generación para autoconsumo y almacenamiento de energía, a través de una plataforma con un enfoque integral escalable e interoperable, compatible y segura.

La plataforma Flex4Fact colmará las necesidades de empresas, de todos los tamaños, en cuanto a flexibilidad energética, incluidas las PYME que se ven afectadas por el aumento de los precios de la energía y tienen menos “músculo financiero” para desplegar una combinación de soluciones de Tecnologías de la Información, fabricación y energía (el 93% de las empresas europeas tienen menos de 10 empleados y solo 1 de cada 5 pymes está muy digitalizada).

ITAINNOVA contribuirá al proyecto en dos aspectos principalmente. Por una parte, se desarrollarán gemelos digitales de los procesos de fabricación, que relacionarán las condiciones de operación con la calidad del producto y los consumos energéticos. La experiencia de ITAINNOVA en las técnicas de inteligencia artificial explicable (XAI), combina modelos multifísicos complejos y logra simulaciones en tiempo real a través de Modelos de Orden Reducido (ROM).

Esto permite obtener gemelos digitales rápidos, robustos y precisos. Estas herramientas son el punto de partida para analizar el potencial de flexibilidad de un proceso productivo y dar soporte a la toma de decisiones respecto a la planificación de la producción y las condiciones de operación para una gestión flexible de la demanda energética.

Además, ITAINNOVA participará en el desarrollo de una Plataforma de Flexibilidad para el Clúster Industrial, que será abierta, fiable y segura, para gestionar las transacciones energéticas dentro de una agrupación industrial, así como con mercados externos. En concreto, la experiencia de ITAINNOVA en la tecnología de blockchain, permitirá añadir estas funcionalidades e incluirá el uso de Smart Contracts, para la trazabilidad de las transacciones económica.

La plataforma Flex4fact también reducirá la brecha digital entre el Norte y el Sur de Europa, otro aspecto crucial para la competitividad europea: de hecho, se desarrollará por un consorcio europeo equilibrado en el que las tecnologías críticas se desarrollarán e implementarán por varios socios en cinco contextos industriales del Norte al Sur de Europa.

Fuente: Gobierno de Aragón

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.