Empresas, economía y actualidad Entrevistas

Entrevista a Pilar Molinero (IAF)

Pilar Molinero, directora gerente del Instituto Aragonés de Fomento (IAF)

Ingeniera industrial de profesión, Pilar Molinero cuenta con una reconocida trayectoria en el ámbito privado y en la gestión pública y desde hace un año dirige el Instituto Aragonés de Fomento (IAF). Un año que ha estado marcado por la situación excepcional generada por la Covid-19, que ha obligado a poner en marcha nuevas iniciativas adaptadas a este nuevo escenario. En esta entrevista, Molinero hace balance de estos meses, explica los programas más relevantes que está llevando a cabo el IAF y repasa algunos de los hitos más importantes de los 30 años de vida de este instituto.

Háblenos brevemente de su trayectoria profesional antes de llegar al IAF.

Llevo 37 años de ejercicio profesional como ingeniero industrial. Los primeros 11 años trabajé en Fabersánitas (hoy Becton Dickinson), y después en el Gobierno de Aragón en distintas áreas de comercio, industria, energía, minas y medio ambiente.

Haber desempeñado diferentes cargos en la Administración antes de llegar a este puesto, ¿le ayuda a tener una mayor visión de conjunto?

Sí, pero siempre relacionados con el ámbito industrial y empresarial. Haber trabajado previamente en el sector privado también ayuda a tener la perspectiva del “cliente”, es decir, de las empresas a quienes prestamos servicio.

¿Qué objetivos se marcó al aceptar este cargo?

Los objetivos son los propios del Instituto, que son favorecer el desarrollo socioeconómico de Aragón, el incremento y consolidación del empleo, y corregir los desequilibrios interterritoriales. Para ello, apoyamos la instalación de proyectos de inversión, públicos y privados, con especial incidencia en las zonas menos desarrolladas del territorio aragonés; la promoción de infraestructuras industriales, equipamientos y servicios para las empresas y emprendedores. Nos esforzamos para hacer esto de forma ágil y eficiente.

¿Cómo han cambiado los objetivos, las prioridades y las pautas de actuación del IAF debido a la pandemia?

Los objetivos no han variado, sólo la forma de trabajar a distancia. La prioridad ha sido proteger la salud de las personas. He de agradecer al equipo humano del IAF su rapidísima adaptación a esta nueva forma de trabajo, aportando medios y conocimiento para reorientar los programas a las necesidades sobrevenidas en esta crisis sociosanitaria.

¿Qué balance haría usted de su primer año al frente del IAF?

El balance es positivo, a pesar de la difícil situación creada por el Covid-19 y los ajustes presupuestarios impuestos en consecuencia. El IAF estaba preparado técnicamente y el equipo siguió trabajando al día siguiente desde su domicilio como si fuera una extensión del propio Instituto. Gracias, en este caso, al apoyo de los responsables informáticos, siempre dispuestos a solucionar las dudas de sus compañeros.

Foto: José Fernández

¿Qué puede contarnos de las personas que conforman su equipo de trabajo?

Son el núcleo de la organización, su mejor activo, y una fuente inagotable de ideas. Un gran equipo.

Usted comentó poco después de su nombramiento que seguiría la línea de su antecesor (Ramón Tejedor) pero que incidiría más en el apoyo a Andorra. ¿Cuáles diría que han sido las medidas más importantes que se han tomado con respecto a Andorra?

Comenté que, entre las prioridades del Departamento de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial, para esta legislatura, estaba la promoción de las Cuencas Mineras, afectadas por el cierre de la central térmica de Andorra. Estamos volcados en el apoyo y captación de actividades que generen empleo en esa zona.

 Tarea que lleva su tiempo, pero que esperamos se vea impulsada con los fondos que se están disponiendo para la reactivación y recuperación social y económica.

¿Cómo esperan que sea la situación de Andorra de aquí a final de legislatura? ¿Qué otras medidas planean poner en marcha allí a corto-medio plazo?

La transición energética prevista en Andorra: del carbón a fuentes renovables, sigue apostando por recursos endógenos, en este caso el sol y el viento, y aprovecha gran parte la infraestructura energética existente. Esto generará también empleo ligado a su construcción, mantenimiento y servicios relacionados. Junto con el resto de actividad económica impulsada en la zona por el FITE, el MINER ahora Transición Justa, y otros programas, debería paliar en gran medida el impacto del cierre de la minería del carbón y la central térmica.

¿Cuáles son los otros grandes retos del IAF para esta legislatura?

La mejor forma de impulsar la competitividad de las empresas es que los directivos y cuadros intermedios tengan la mejor formación y consultoría para implementar medidas de mejora, y extender estas mejoras a todos los ámbitos de la empresa. Los resultados llegan solos a continuación.

Los programas EMPRESA y EMPRENDER en ARAGÓN abarcan otras muchas medidas orientadas a la mejora de la competitividad de las empresas y emprendedores. El modelo será muy parecido: formación más consultoría a medida, pero adaptando los contenidos a los nuevos retos que esta crisis está provocando en las empresas y autónomos.

También seguiremos apoyando e impulsando los proyectos estratégicos que nacieron en el IAF y que también se han visto afectados por la crisis actual. Estos son: La red ARCE de viveros de empresas, los parques tecnológicos Walqa y Technopark, Motorland, Dinópolis, y el Planetario de Huesca, entre otros.

La mejor forma de impulsar la competitividad de las empresas es que los directivos y cuadros intermedios tengan la mejor formación y consultoría para implementar medidas de mejora, y extender estas mejoras a todos los ámbitos de la empresa.

¿Qué ayudas más relevantes han puesto en marcha a raíz de esta crisis sanitaria?

En el marco de la Estrategia Aragonesa para la Recuperación Económica y Social 2020, el Departamento de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial, a través del Instituto Aragonés de Fomento puso en marcha a mediados de septiembre el Programa DIGITALÍZATE con el objetivo de fomentar la digitalización en las PYMEs aragonesas.

El programa incluye formación y asesoramientos gratuitos, además de ayudas económicas. Las solicitudes superaron ampliamente el presupuesto asignado y se resolvieron en un plazo récord de apenas dos semanas.

Desde el inicio de la crisis pusieron en marcha el programa +CERCA. ¿En qué consiste y qué acogida ha tenido?

Entre los meses de abril y julio +CERCA ofrecía cada día servicios de formación online, asesoramiento y consultoría, poniendo en común las mejores prácticas de la mano de sus protagonistas. Se compartieron experiencias por quienes habían encontrado soluciones o nuevos caminos ante los retos causados por la pandemia. Se daba información sobre las novedades legislativas que afectaban a la actividad empresarial y, sobre todo, acompañábamos y nos implicábamos con las empresas, autónomos y emprendedores, para tratar de mejorar su situación en este entorno de volatilidad, incertidumbre, complejidad y ambigüedad (entorno VUCA), todo en medio online, para poder llegar a todo el territorio aragonés. En ese tiempo se realizaron más de 50 seminarios, a los que asistieron más de 6000 personas.

Recientemente lanzaron también el plan REMA, ¿podría contarnos qué es y a quién va dirigido? ¿Cuáles son las áreas prioritarias a las que va dirigido este Plan?

REMA es el acrónimo de Reactivación Empresarial de Aragón. Dentro del Programa ARAGÓN EMPRESA se lanza este Plan, para ayudar a todo tipo de empresas y organizaciones aragonesas a impulsar su reactivación, ante el impacto económico y social causado por el Covid-19.

Consiste en impartir a profesionales, en localidades de todo el territorio de Aragón, formación avanzada en las principales áreas de impulso de la competitividad, como son: Estrategia empresarial, Digitalización, Personas, Marketing, Finanzas, Innovación, Ventas, Logística/Producción, Internacionalización, Excelencia Empresarial y Responsabilidad Social Corporativa.

Comentó en una entrevista reciente que van a lanzar el programa e-Health Academy. ¿En qué consiste?

El objetivo de este Programa es descubrir y acelerar proyectos para la salud, ya sean dispositivos médicos, instrumentos de diagnóstico, aplicaciones terapéuticas, o salud digital (e-Health), que estén en fase inicial, o temprana de desarrollo, o de equipos con proyectos innovadores, que tengan una propuesta de valor diferencial en producto o modelo de negocio, y que resuelvan una necesidad del mercado actual.  El programa contempla las etapas de Idea, Creación de la Empresa y Crecimiento de la Start Up.

Para llevar a cabo el Programa, se trabaja, por un lado, detectando los desarrollos e investigaciones de Universidades y Centros de Investigación, que puedan tener una oportunidad comercial (descubrimiento); y por otro estableciendo una convocatoria de proyectos para la resolución de problemas (retos). Se ofrecerán diferentes servicios.

¿Han notado que a raíz de la pandemia ha habido más iniciativas emprendedoras relacionadas con temas sanitarios?

Desde luego hay más necesidad, y en consecuencia surgen más iniciativas. La emergencia sanitaria global que está produciéndose en 2020, y sus consecuencias económicas y sociales, hacen necesario poner en valor la aplica-

bilidad de la ciencia y tecnología que se produce en Aragón en el ámbito de la salud. Para ello se debe contar con la colaboración de los grupos de investigación de la Universidad de Zaragoza, de la Universidad San Jorge, del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud, y de las empresas aragonesas del sector. Es lo que vamos a realizar en el IAF dentro del programa E-Health Academy.

¿Ha creado esta pandemia nuevos nichos de mercado?

Lo que ha creado es nuevas oportunidades, impulsando las áreas de negocio digital, comunicaciones, socio-sanitario o biotecnológico.

¿A cuántos emprendedores dan asesoramiento cada año desde el IAF? ¿Han aumentado o disminuido con la pandemia?

Cada año se prestan más de 1000 sesiones de asesoramiento a emprendedores, y se realizan alrededor de 500 procesos de asistencia técnica a proyectos. En estos meses hemos notado un incremento de consultas y ha crecido el interés por emprender.

¿Cuántas empresas se suelen crear cada año gracias al asesoramiento que imparten desde el IAF?

Como resultado del asesoramiento a emprendedores, se dan de alta cada año aproximadamente 300 nuevas empresas, y la tasa de supervivencia de las creadas en este servicio, a los cinco años de vida, es del 65%, que son 20 puntos por encima de la media nacional.

Otra de las novedades de este año ha sido Tendencias 21. ¿Podría hablarnos de este programa?

Dirigido al universo de Emprendedores aragoneses, el Programa de Especialización formativa TENDENCIAS 21, surge fruto de la reflexión e iniciativa del equipo del IAF. Tras la excepcional situación creada por la pandemia de la Covid-19, en 2020 se han instrumentado una serie de iniciativas de formación y apoyo telemático más demandadas por el colectivo autónomo y emprendedor aragonés.

El Programa incluye una plataforma telemática, opciones de streaming, y grabación en cámara, para acercar al colectivo emprendedor y microempresario las herramientas novedosas de gestión, las tendencias en modelos de negocio, y las prácticas tecnológicas útiles para su desarrollo, y crecimiento.

También en 2020 han iniciado el programa Concreta Consolidación de Micropymes. ¿Con qué objetivo se pone en marcha?

A lo largo de 2020 el IAF ha puesto en marcha la primera edición, con carácter piloto, del Programa CONCRETA, llevando a cabo una primera fase consistente en analizar cuáles son los aspectos diferenciadores de las empresas “gacelas” aragonesas, que son empresas de alto crecimiento: crecen un 20% anual durante 3 años, con menos de 5 años de vida. El objetivo es encontrar conductas y comportamientos afines que sirvan de patrones, y puedan ser transferidos al resto del colectivo de microempresas aragonesas para ayudarles a mejorar facilitando su crecimiento.

Fruto de este estudio se ha desarrollado también una acción piloto con 10 microempresas aragonesas, a las que se les ha transferido estas buenas prácticas a través de dinámicas de innovación para favorecer su implementación en la empresa.

A la vista de esta primera experiencia, en 2021 se va a llevar a cabo la primera edición del Programa previendo la participación de 20 microempresas y pequeñas empresas aragonesas. Las empresas “gacelas” aragonesas también participarán en el proyecto facilitando el proceso de transferencia a las empresas participantes a través de la mentorización.

¿En qué consiste el Registro de Mediadores de Emprendimiento?

La Ley 7/2019, de 29 de marzo, de apoyo y fomento del emprendimiento y del trabajo autónomo en Aragón, establece en su artículo 28 la figura del Mediador de Emprendimiento, que son personas especializadas en la consecución de acuerdos para facilitar, continuar o finalizar

 la actividad emprendedora. La figura del Mediador de emprendimiento es completamente innovadora y no tiene precedentes en nuestro ordenamiento jurídico. La Mediación de emprendimiento implica la intervención de un profesional neutral que facilita las relaciones entre los promotores del proyecto, o las relaciones de comunicación y negociación con otros agentes externos en procesos de inversión, de financiación, de adquisición o venta, de fusión o de finalización de la actividad.

La figura de Mediador de emprendimiento no sólo se fundamenta en la resolución de conflictos y controversias, sino que previene que estos se produzcan ya que, como facilitadora de situaciones de interés, incide en la relación entre las partes interesadas y terceras, en aspectos tan variados como la financiación, la sucesión de empresa, el desarrollo organizacional, los pactos societarios, las inversiones y cualesquiera otros que favorezcan el emprendimiento.

El IAF ayuda a las empresas a implantar sus herramientas digitales. ¿Han tenido más trabajo durante este año en este sentido?

Sí, este año se lanzó la convocatoria de Ayudas a PYMES para actuaciones de Digitalización, incluida en la Estrategia Aragonesa de Recuperación y Reactivación Social y Económica 2020.

La convocatoria se realizó por  ORDEN ICD/866/2020, de 11 de septiembre, y el   plazo de presentación de solicitudes finalizó el 8 de octubre. Con una dotación presupuestaria de 895.000,00 euros, se presentaron 104 solicitudes que implicaba una inversión total vinculada de 3.572.839,18 euros. Como dije antes, la convocatoria se resolvió en breve plazo de tiempo por Orden de 23 de octubre de 2020 del vicepresidente y consejero de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial del Gobierno de Aragón.

¿De qué modo están trabajando con los ODS desde el instituto?

Es una actuación conjunta con la Red Española de Pacto Mundial, el Gobierno de Aragón, y los agentes sociales para interactuar con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 que es global. Actualmente, todo el mundo enfrenta la pandemia del coronavirus que nos hace tomar consciencia de la globalización y sus consecuencias locales.

Por ello, en plena crisis del Covid-19 resulta más necesario que nunca apostar por conocer y aplicar los ODS en nuestra sociedad. Este año, en el IAF hemos desarrollado las siguientes actividades relacionadas con los ODS: plataformas de formación y de implantación de los ODS; formación en ODS; encuentros online Iniciativa + Cerca denominada Los ODS + CERCA; becarios para los ODS (diez titulados en la formación de Experto en Responsabilidad Social de la Universidad de Zaragoza, están asesorando de forma personalizada a empresas y entidades con el sello RSA,  para la implantación de los ODS en la gestión de las organizaciones) y acciones ante el Covid pro-ODS.

Entrevista incluida en la edición en papel de la revista Actualidad de las Empresas Aragonesas en diciembre de 2020

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.